Hierbas silvestres para todos los gustos (Columna Regaliz, sección VIDA, Siglo XXI)

Empiezan las lluvias y aparecen las hierbas en forma de retoño en el campo, las que representan un importante recurso alimenticio de arraigo ancestral y rico en proteínas, minerales y vitaminas. Para algunos son parte importante de la dieta diaria, aunque quienes viven en la ciudad las incluyen poco, posiblemente por desconocimiento de su riqueza en sabor, del  valor nutritivo de las mismas, de la forma de preparar o aún de su existencia.
Las hierbas son plantas comestibles, conocidas como verduras de hoja oscura,  algunos ejemplos son el quilete o macuy, verdolaga, bledo o chipilín. Se utilizan en ensaladas, también envueltas en huevo o con salsa de tomate o chirmol y, además, se incluyen en sopas, guisos, arroz o en guarniciones. En fin, de muchas maneras y según la creatividad permiten ser incluidas en variedad de comidas; a su vez se utilizan en forma de condimento para aportar diferentes sabores y aromas a los platillos. Se recomienda cocinar brevemente en poca cantidad de agua hirviendo con sal o, aún mejor, al vapor y refrescar en agua fría para conservar su color. Siempre parecen muchas, aunque disminuyen considerablemente su volumen al cocinarlas.

Seleccione las hojas verdes y sin bordes oscuros, mientras más frescas y tiernas de mejor calidad serán. Se lava hoja por hoja o se sumergen en suficiente agua, de manera que floten y la tierra que puedan tener se vaya al fondo.

Entonces, una forma de utilizar las hierbas para lograr una mejor dieta es agregarlas en las comidas. Son sabrosas al paladar, muy nutritivas, aún en mayor grado que otras verduras y ofrecen la ventaja de ser bastante baratas. De manera que disfrute de los sabores del campo para lograr exquisitas creaciones culinarias.

Publicado 6 mayo 2011.
http://www.s21.com.gt/vida/2011/05/06/hierbas-silvestres-para-todos-gustos

Compartir





Agregar Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.



Entradas relacionadas